Saltar al contenido

Requisitos para ser Guarda Forestal

guarda forestal

Un Guarda Forestal debe tener diferentes tipos de características para poder cumplir su labor. Por ejemplo, conocer las leyes de protección de los espacios naturales, además de tener una buena forma física y cariño por la naturaleza son algunas de las condiciones que debe tener un Guarda Forestal.

Por ello, las oposiciones para ser Guarda Forestal se basan en diferentes tipos de pruebas físicas y teóricas, en las cuales el aspirante debe demostrar conocer las diferentes leyes y normativas de protección forestal, además de demostrar estar en buen estado físico. Esto se debe a que la mayoría de los trabajos de estos guardas se desarrollan en espacios naturales.

Recomendaciones previas a la oposición de Guarda Forestal

Para poder aprobar la parte teórica de la oposición para el puesto de Guarda Forestal, se recomienda que se realice una jornada de estudios diaria de, al menos, 8 horas. Los temas en los que el opositor debe enfocarse a la hora de estudiar pueden ser similares a los de las pruebas de los años anteriores, ya que el temario no suele cambiar.

También se recomienda hablar con personas que hayan aprobado la oposición de Guarda Forestal en años previos, ya que estas personas podrán otorgar un poco de conocimiento sobre las pruebas que deben realizar los aspirantes. A su vez, estas personas podrán dar los mejores consejos sobre cómo hay que abarcar el tiempo de estudio necesario para poder aprobar la prueba teórica.

Debido a la enorme dificultad que suelen tener las pruebas para aspirar a Guarda Forestal, es necesario que los aspirantes se dediquen a la preparación y estudio de esta oposición por lo menos un año antes del inicio de la misma. Uno de los más grandes beneficios que posee esta prueba es que existen varias academias y empresas que se encargan de preparar a los aspirantes de esta prueba.

Como hemos mencionado, los aspirantes deben dedicarse a estudiar las leyes y normativas de preservación y cuidado de los espacios naturales y las zonas forestales. A su vez, es necesario conocer los diferentes tipos de territorios naturales encontrados dentro del país, sobre todo aquellos que se encuentren en la Comunidad Autónoma en la donde vayamos a trabajar.

Además de las leyes y normativas del cuidado de los espacios naturales, también es posible estudiar algunos reglamentos que pueden aparecer en las pruebas teóricas, como lo son las reformas y leyes de la política agropecuaria, las leyes de aguas y urbanismo, así como cualquier tipo de cambios en las normativas y leyes del cuidado de las tierras.

Para asegurarnos de poder obtener una mejor calificación en esta oposición, es necesario estar instruidos sobre cualquier aspecto importante que puede abarcar el oficio de Guarda Forestal. A su vez, debemos intentar informarnos de cualquier cambio en las leyes forestales que se realicen antes de la fecha de la oposición.

bosque

Formas de aprobar el examen físico de la oposición a Guarda Forestal

La oposición de Guarda Forestal cuenta con tres pruebas de capacitación física, además de que será necesario mantener una preparación física previa a la prueba: este aspecto es sumamente importante para poder aprobar la oposición. Para ello, es necesario, al menos, una hora de entrenamiento físico diaria mientras nos preparamos para la evaluación.

Para conseguirlo, se deben realizar caminatas diarias, de las que se pueden aumentar tanto la distancia como la velocidad de la marcha. Esto se debe a que una de las pruebas es una marcha de por lo menos 5 Km, durante la cual habrá que cargar un peso determinado en el trascurso de la marcha.

Debido a que la segunda prueba en la oposición para ser Guarda Forestal requiere de una prueba de fortaleza física, también es necesario entrenar la resistencia y la fuerza en los brazos, con el uso de mancuernas y pesas para mejorar la musculatura de los bíceps y los tríceps.

También debemos intentar realizar diferentes rutinas de ejercicios para poder fortalecer otras zonas del cuerpo con el fin de cumplir con los objetivos de la oposición de Guarda Forestal. Por ejemplo, se pueden realizar escaladas en rocas o con cuerda, ejercicios de rápel y caminatas largas, entre otras rutinas necesarias.

Otras recomendaciones para la oposición de Guarda Forestal

Las personas que se presenten a la oposición de Guarda Forestal deben mantenerse informados ante cualquier tipo de publicación ofrecida por el Boletín Oficial del Estado, que será la encargada de notificar cualquier cambio en los exámenes y/o fecha en la que éstos se van a realizar, así como el lugar y el horario en donde cada opositor debe presentarse.

También es importante que los opositores mantengan su mente y sus emociones controladas, ya que las pruebas de oposición para Guarda Forestal son bastante exigentes, por lo que cualquier error puede dejar sin oportunidad a un aspirante, sin importar lo pequeño que este sea.

Una vez concluida cada jornada de estudios y preparación, así como durante las pruebas de la oposición, será necesario que realices ejercicios de relajación mental y física. Muchas personas recomiendan realizar yoga durante el período preparatorio previo a la prueba. Además, la asistencia a las sesiones instructivas en las academias forestales pueden ser de gran ayuda, ya que ellos pueden instruir a los aspirantes en las mejores técnicas de preparación emocional.

Por último, es necesario que el opositor realice un plan de acción, en donde se establezca un horario de estudios y ejercicios diarios, así como un calendario de los pasos que se deben dar antes de la prueba de Guarda Forestal. También se deben establecer algunos días de descanso y meditación cuando no nos dediquemos a estudiar o entrenar.

El uso de un cronograma de ejercicios y estudios puede ayudar al aspirante a tener mayores probabilidades de aprobar la oposición a Guarda Forestal. A su vez, es muy probable que, con una buena preparación previa, el opositor se sienta más preparado para las pruebas y así evitar que  tenga problemas con los nervios.

dos guardas forestales

Consejos para realizar las pruebas a Guarda Forestal

Aunque el tiempo que una persona se tome estudiando o realizando sus rutinas diarias de ejercicios es esencial y no debe modificarse en la medida de lo posible, es necesario tener en mente ciertas preparaciones para el importante día de las pruebas para ser Guarda Forestal: para empezar, el aspirante debe dormir durante un período mínimo de 7 horas, además de comer un desayuno completo. Esto se debe a que, con la mente y el cuerpo cansado y mal alimentado, es posible que las probabilidades de aprobar disminuyan.

También es necesario realizar ejercicios de relajación antes y después de realizar cualquiera de las pruebas físicas para evitar sentirnos nerviosos antes de nuestra siguiente evaluación. A su vez, es esencial utilizar ropa cómoda con las que podamos desempeñar mejor nuestros ejercicios y sentirnos más cómodos durante la prueba. Gracias a esto, podremos mejorar las posibilidades de aprobar y, así, convertirnos en Guarda Forestal capacitado.