Saltar al contenido

Oposiciones bibliotecario 2020

joven estudiando en una biblioteca

Las grandes organizaciones de bibliotecas, archivos públicos y demás administraciones ofrecen cada año diversas vacantes para que los interesados compitan en un proceso de oposiciones para bibliotecas, con el fin de reunir a la mejor cantidad de profesionales y mantener en buen estado el gran valor de las bibliotecas, documentos, libros y registros almacenados en estos lugares tan importantes.

Este año, al igual que todos los demás, dichas instituciones han abierto una cierta cantidad de plazas disponibles para que cualquier persona que reúna los requisitos pueda competir por un buen cargo en la administración pública, y en las bibliotecas públicas en todo el territorio nacional. Dicho cargo como bibliotecario o archivador conlleva una gran cantidad de beneficios, aparte de un buen salario y un buen montante económico para la futura jubilación del empleado.

Convocatoria para las oposiciones de bibliotecas

Para optar por un puesto como bibliotecario, archivador o afines, será necesario que el aspirante cumpla con todos los requisitos dispuestos por la administración pública; para este tipo de oposición es de vital importancia que el postulante esté certificado por un título universitario, preferiblemente como bibliotecario, sin embargo, también se valorarán los títulos de arquitectura o ingeniería.

Los profesionales que obtengan el cargo como bibliotecario o archivador podrán conservar con mucho esfuerzo los documentos, libros y demás archivos en las bibliotecas, las administraciones públicas y los museos alrededor de todo el país. Esta posición es de gran valor para la historia de nuestra patria. Por lo general las oposiciones de bibliotecas contemplan tres cargos básicos que cubrir, a continuación explicaremos más a fondo las funciones de cada uno de ellos.

Funciones de un ayudante de archivos

  • Aprender a rotular e identificar las carpetas de archivos según su temática.
  • Recopilar y archivar todo el material nuevo que arribe a las instalaciones del museo, biblioteca o administración.
  • Manejar los procesos necesarios para agregar o retirar el material indicado de los archivos según las instrucciones recibidas.
  • Hacer préstamos de los materiales y documentos, basándose en las normas necesarias y controlar con mucha cautela los procesos de préstamo.
  • Agregar los términos nuevos según el diccionario dentro de los archivos, reescribir los documentos según corresponda.
  • Hacer cambios del material activo a inactivo según se requiera.
  • Realizar un resumen mensual del inventario activo de los documentos, expedientes y demás papeles importantes de la institución.
  • Organizar las instalaciones de trabajo y mantener todo bajo un estricto orden según sea el caso.

Funciones de un auxiliar técnico de biblioteca

 

bibliotecaria

Los auxiliares de biblioteca se encargan de todo el trabajo que se necesita hacer en una biblioteca, principalmente de resguardar los libros y documentos presentes en cada una de las instalaciones y salas de la biblioteca. Los auxiliares de la biblioteca también deben fomentar la lectura y realizar programas para invitar a los niños a la lectura, al igual que a los adultos. A continuación explicaremos más a fondo sus funciones:

  • Compilar, clasificar y organizar todo el material bibliográfico presente en las instalaciones de la biblioteca.
  • Actualizar las publicaciones de los libros, revistas literarias, folletos y demás documentos importantes que conciernan a los lectores que frecuenten la biblioteca.
  • Crear nuevas formas de consulta para los lectores que asistan a la biblioteca, actualizar los documentos digitales y físicos, además de estudiar las necesidades del lector y su forma de investigación para proporcionar una experiencia de calidad.
  • Organizar y catalogar los materiales consultados.
  • Promover la lectura y las visitas de los usuarios a la biblioteca, desarrollando nuevas actividades y talleres para ello.
  • Realizar la tarea de supervisión de todos los trabajadores de la biblioteca, con el objetivo de que estén desempeñando bien sus funciones y atendiendo al público de la mejor forma.
  • Promover el trabajo en equipo dentro del ambiente de trabajo y entre los lectores de la biblioteca.
  • Tratar con los proveedores de todo el material bibliográfico, los libros y los nuevos lanzamientos, para mantener actualizado el material que puede ofrecer la biblioteca.
  • Cerciorarse de poseer conocimientos tecnológicos, para el manejo de nuevos métodos de búsqueda, investigación y más.

Funciones de un auxiliar de biblioteca

A pesar de que las personas tienden a confundir el trabajo de auxiliar técnico con el de auxiliar, no se trata de lo mismo, ya que cada uno tiene sus propias funciones que desempeñan de forma conjunta para el correcto movimiento y eficiencia de una biblioteca pública. A continuación te explicamos más a fondo las funciones de un auxiliar de biblioteca:

  • Entregar y facilitar la investigación de los usuarios a través del correcto uso del material bibliográfico que requiera.
  • Administrar las solicitudes de préstamo de libros y material bibliográfico.
  • Entregar los materiales a los lectores en sala.
  • Mantener el orden de archivo de los libros en las estanterías, según las cotas propuestas por el auxiliar técnico.
  • Hacer cumplir las normas de préstamos de libros y archivos.
  • Recibir las solicitudes de emisión de carnets de la biblioteca para los usuarios frecuentes.
  • Entregar las solvencias de la biblioteca para los usuarios.
  • Impartir el orden en las diferentes salas de lectura de la biblioteca, fomentar el silencio y la concentración de los lectores.
  • Organizar un inventario de los libros, colecciones y materiales bibliográficos.
  • Estar atento a la evaluación de los usuarios frecuentes que no se encuentran solventes y hacer un seguimiento de sus casos.
  • Estar al tanto y cumplir con las tareas y las actividades ordenadas por el bibliotecólogo.
  • Desarrollo de informes sobre el estado de la biblioteca, el inventario y los usuarios en lista de no solvencia.

Organismos que convocan a las oposiciones de bibliotecas

biblioteca

Cada año las organizaciones e instituciones públicas y privadas convocan a las oposiciones de bibliotecas. Por lo general, una vez finalizado el período de prueba y obtenidos los cargos concernientes, cada una de las instituciones recibe el número de auxiliares y trabajadores que requería en primer lugar. Las organizaciones que necesitan auxiliares son las siguientes:

  • Bibliotecas de universidades públicas y privadas.
  • Comunidades autónomas.
  • Administración pública.

Requisitos para optar por un cargo en la oposición de bibliotecas

Como todo proceso de oposiciones, los postulantes deberán cumplir con ciertos requisitos importantes antes de inscribirse para la convocatoria y tener la oportunidad de realizar los exámenes. A continuación los requisitos necesarios:

  • Los aspirantes deben tener nacionalidad española, ser nacionalizados en España, ser cónyuges de un ciudadano español u ostentar un pasaporte de la Unión Europea.
  • Si los postulantes quieren apostar por un cargo de un ayudante de archivos deben poseer un título de grado en bachiller, y si se trata de un auxiliar de biblioteca debe tener como mínimo una educación secundaria básica.
  • Su edad debe estar comprendida entre los 16 y 65 años, sin alcanzar la edad de la jubilación.
  • El aspirante no puede haber cometido ningún crimen ni estar en deuda con la administración pública.
  • No presentar ninguna enfermedad o condición muy limitativa que le impida llevar a cabo el trabajo como archivador, auxiliar técnico o auxiliar de biblioteca.
  • Estar actualmente desempleado.

Proceso de inscripción

Para realizar la inscripción en las convocatorias de oposiciones de biblioteca, los aspirantes deberán entregar su solicitud en los 20 días siguientes a la convocatoria inicial de la administración pública. Podrán inscribirse mediante la página web oficial del gobierno o entregar personalmente los recibos con el formulario y los documentos concernientes. A continuación lo que se requerirá para realizar la inscripción:

  • El postulante debe escribir su nombre y el de la institución u organización dentro de la cual quiere optar por un cargo.
  • Asegurarse de escribir los datos personales de forma correcta; es necesario escribir el nombre completo, su número de DNI, el teléfono local, teléfono y la dirección actual de su vivienda.
  • El postulante tiene que indicar cuál es el cargo por el que está participando en las oposiciones, el boletín oficial que consultó y la fecha del día de la solicitud.
  • Entregar los documentos necesarios que se indican inmediatamente después de este apartado.

Documentos para la solicitud de inscripción en las convocatorias

  • El aspirante debe adjuntar la fotocopia de su DNI o su pasaporte, según sea el caso.
  • Copia certificada del título que lo acredite como profesional para tomar el cargo indicado.
  • Copia de los créditos completados en su formación profesional.
  • Experiencia laboral de contratos de trabajo anteriores o cartas de recomendación, debe indicar la organización o institución para la que ha trabajado anteriormente.
  • Autorización de manejo de datos.
  • Documentos que indiquen su nivel de desempleo.
  • Comprobante del pago de las tasas indicadas según la ley ante el proceso de inscripción.

El cargo de técnico auxiliar de biblioteca y sus beneficios

Una vez que hayas conseguido el cargo como auxiliar técnico de la biblioteca o alguno de los otros dos cargos mencionados, estarás trabajando en una de las instancias más valiosas para la historia del país y el resguardo de los datos públicos. Toda persona que ostente estos cargos recibirá los siguientes beneficios por su ardua labor en el área:

  • Un trabajo estable durante bastantes años.
  • El sueldo de un técnico auxiliar de biblioteca se encuentra entre las cantidades de 500 a 1.800 euros al mes.
  • El trabajo se realiza durante aproximadamente 37 horas a la semana.
  • El cargo ofrece 40 días libres al año, tomando en cuenta las vacaciones de verano y las fiestas navideñas, además de algunos días para diligencias personales, citas médicas y más.
  • El salario aumenta en un 5% con cada año de servicio.
  • Posibilidad de crecimiento con ascensos y reconocimientos.

Todos aquellos que se postulan para el cargo de técnicos auxiliares y demás trabajos en el sector de bibliotecas y administraciones reciben los beneficios anteriormente mencionados. El salario está mensurado por el sector público y se entrega aplicándolo al cargo obtenido y al nivel de credenciales, conocimiento y estudios ostentados por los trabajadores.

Las instituciones públicas entregan un calendario de pagos fijos por cada mes, que no se atrasa ni se adelanta al tiempo postulado, es por ello que los trabajadores recibirán su salario completo en ciertos puntos de cada mes, y existe posibilidad de bonos por épocas navideñas y por horas extras trabajadas. El sector público representa una mejor opción para trabajar por un sueldo justo durante 6 horas diarias, a diferencia del sector privado, donde las jornadas son más largas y muchas veces el salario es menor.